Vodafone ha evitado la emisión en España de 112.000 toneladas de CO2 con su red eléctrica ‘verde’

-Ha sido decisivo para este logro su contrato con Iberdrola

MADRID, 22 (SERVIMEDIA)

Vodafone ha logrado evitar la emisión en España de 112.000 toneladas de CO2 a la atmósfera en el año transcurrido desde que empezó en marzo de 2021 a abastecerse con energía eléctrica procedente al 100% de fuentes renovables.

La operadora contribuye así al objetivo global de la compañía de alcanzar cero emisiones netas en 2030 y en toda su cadena de valor en 2040, según señala en un comunicado con motivo del Día de la Tierra.

En el ejercicio fiscal comprendido entre marzo de 2020 y abril de 2021, la operadora evitó la emisión de 665.712 toneladas de CO2 a la atmósfera de forma indirecta a través del desarrollo de productos y servicios IoT, que ayudan a otros sectores a reducir sus propias emisiones de C02.

Vodafone ha llevado a cabo diversas iniciativas como la instalación de paneles fotovoltaicos en su sede principal de Madrid, una marquesina solar en el aparcamiento y una SmartFlower (dispositivo fotovoltaico que emula el movimiento de los girasoles, obteniendo en todo momento luz solar). Estas instalaciones fotovoltaicas generan aproximadamente 560 MWh/año de electricidad de origen renovable, lo que equivale al consumo medio anual de 170 viviendas o a 37.200 cargas al año de vehículos híbridos.

Además, la operadora renovó en 2020 su flota con vehículos de bajas emisiones, en total 613 híbridos enchufables. Para la carga de estos vehículos, Vodafone ha instalado puntos de carga en el garaje de su sede central en Madrid.

IBERDROLA

Uno de los principales hitos que han ayudado a que Vodafone alcance esta reducción de emisiones ha sido el contrato firmado con Iberdrola en 2020 para el suministro a largo plazo de electricidad a 13.500 puntos propios de la operadora, mediante entregas de Garantías de Origen y un PPA de 140 GWh.

Vodafone también quiere impulsar un cambio positivo en su cadena de suministro por lo que ha incorporado recientemente criterios ambientales en los criterios de evaluación de sus proveedores. En el proceso de RFQ (Request For Quotation) examina, entre otras cosas, si los proveedores cuentan con políticas ambientales para abordar temas como la reducción de emisiones de carbono, las energías renovables, la reducción de plásticos, la economía circular y el ciclo de vida del producto.

Otro de los objetivos de la compañía para contribuir al planeta es el de reutilizar, revender o reciclar el 100% de los residuos o equipos obsoletos de red para 2025. Desde hace varios años, Vodafone ha llevado a cabo diferentes iniciativas para el fomento de la economía circular, como la implantación del sello ECO Rating, el lanzamiento de Eco-SIM (tarjetas SIM fabricadas con plástico reciclado) o la reducción de los soportes de tarjetas SIM a mitad de tamaño, reduciendo así la cantidad de plástico utilizado para tarjetas SIM en alrededor de 340 toneladas al año, lo que equivale a una reducción de 1.760 toneladas de CO2e.

CAMPAÑA DE CONCIENCIACIÓN

Este mes la compañía ha presentado ‘Vodafone Flex’, un conjunto de beneficios para clientes que les permite adquirir nuevos smartphones o dispositivos que podrán pagar a plazos. Dentro de esta oferta se impulsa el programa Re-Estrena, a través del cual los clientes pueden beneficiarse de un descuento directo en la compra de un nuevo smartphone o dispositivo con la operadora si entregan sus teléfonos antiguos. Con esta proposición, la operadora contribuye al planeta dándole una segunda vida a estos dispositivos y evitando la generación de residuos.

Con motivo del Día de la Tierra, la operadora ha lanzado la campaña ‘#SwitchToGreen’ para alentar a los clientes, las empresas y la sociedad en general a cambiar y tomar decisiones más ecológicas a través de la tecnología.

El objetivo de la campaña es ayudar a todos los ciudadanos a usar la tecnología para tomar decisiones más sostenibles, lanzando mensajes con consejos sobre cómo llevar a cabo pequeños cambios para, por ejemplo, reducir la cantidad de energía que consume nuestro teléfono, prolongando la duración de la batería y alargar así la vida útil del dispositivo. Entre estos consejos, Vodafone propone a sus clientes solicitar una tarjeta SIM de tamaño reducido a la mitad, activar los ajustes del teléfono para extender la duración de la batería o reciclar antiguos dispositivos y contemplar la utilización de reemplazos reacondicionados, entre otros.