Varios fabricantes de Saint-Gobain participan en un proyecto para maximizar la eficiencia energética de edificios

MADRID, 27 (SERVIMEDIA)

Los fabricantes Saint-Gobain Glass, Isover y Placo, pertenecientes al grupo Saint-Gobain, han participado con sus sistemas constructivos en un proyecto de la empresa asturiana Sunthalpy, que ha creado un sistema patentado que permite a las viviendas con calificaciones energéticas más bajas (E, F y G) mejorar significativamente su calificación, llegando a alcanzar la máxima calificación (A), minimizando las necesidades energéticas del edificio mediante el correcto diseño de la envolvente.

Tal y como explicó la empresa asturiana durante su presentación, durante los últimos seis años ha desarrollado ‘sunthaldress’, la generación térmica de baja entalpía como método de calefacción y refrigeración de espacios cerrados. Se trata de un sistema compuesto por una pared y techo radiante de baja entalpía que mantiene una temperatura uniforme en todos los espacios, todo ello gracias a la circulación de agua a 18ºC (refrigeración) – 28ºC (calefacción) de temperatura, «lo que proporciona una agradable sensación térmica tanto en invierno como en verano».

Durante la presentación, sus responsables apuntaron que esta solución debe ir acompañada de un correcto aislamiento de la fachada y de la utilización de vidrios de altas prestaciones térmicas bajo emisivos con control solar en aquellos espacios de la vivienda donde se requiera, ambos a realizar con anterioridad para la reducción de la demanda energética.

Según apuntaron, la combinación de ambos elementos es clave para convertir hogares con grandes pérdidas energéticas en viviendas más eficientes. Además, cuando este sistema se combina con energía fotovoltaica y equipos de alta eficiencia energética, se ha logrado reducir el consumo de energía primaria no renovable en más de un 94%.

Quizás también te interese:  Ciencia crea la Alianza por el Proyecto Estratégico Aeroespacial

En concreto, el nuevo proyecto en el que se han instalado de forma conjunta el sistema ‘sunthaldress’ con las soluciones constructivas de Saint-Gobain ha sido un chalet de 165 m2. Tras la instalación de ambas soluciones, así como de paneles fotovoltaicos y una bomba de calor, se ha conseguido una temperatura constante promedio de 22,9ºC en todas las estancias.