El Cervantes recibe el legado literario de Carmen de Burgos

MADRID, 10 (SERVIMEDIA)

El Instituto Cervantes recibió este lunes la colección completa de la escritora, periodista y traductora Carmen de Burgos (1867-1932), también conocida por el alias de Colombine, compuesta por un total de 1.311 volúmenes, entre ellos, diez novelas largas.

El director del Cervantes, Luis García Montero, recogió en la sede histórica de la institución en Alcalá de Henares (Madrid) la donación de la biblioteca personal de la autora, que le entregó Roberto Cermeño, coleccionista y experto en su obra y su vida, en la que también destacó su activismo por los derechos de las mujeres.

Una vez que la obra de Carmen de Burgos quede organizada en las dependencias de la Biblioteca Patrimonial del Cervantes, se abrirá a la consulta por parte de investigadores y lectores interesados.

El catálogo, que abarca desde finales del siglo XIX hasta el primer tercio del siglo XX, alcanza los 1.311 volúmenes, entre ellos, diez noveles largas, como su ópera prima, ‘Los inadaptados’, y 107 noveles cortas, como ‘El tesoro del castillo’ (1907), ‘El artículo 438’ (1921) o ‘Puñal de claveles’ (1931).

También incluye una treintena de traducciones del francés, alemán, italiano o inglés, algunas de ellas primeras ediciones, como ‘La historia de mi vida’, de Helen Keller (1880-1968).

Del mismo modo, el archivo atesora biografías, estudios literarios, reseñas, obra no narrativa, cartas, postales, revistas con sus colaboraciones, carteles, fotografías, fotograbados y conferencias en el Ateneo de Madrid, entre otros documentos.

Carmen de Burgos Seguí está considerada como la primera periodista profesional en España por su labor como redactora en periódicos como ‘Diario Universal’, ‘ABC’, ‘La correspondencia de Madrid’ y ‘El Globo’. A su vez, escribió en revistas como ‘La Ilustración Española y Americana’, ‘La Esfera’, ‘Nuevo Mundo’ o ‘Crónica Blanco y Negro’. Se le considera la primera mujer corresponsal de guerra por su cobertura de la guerra de Melilla para el diario ‘El Heraldo de Málaga’.

Quizás también te interese:  Movimientos por la Justicia Social: Protestas y Activismo en la Actualidad

La dictadura franquista incluyó su nombre en la lista de autores prohibidos y sus libros desaparecieron de las bibliotecas y las librerías.